¿Estás cuidando tus dientes en verano?

¿Estás cuidando tus dientes en verano?

En vacaciones es normal descuidar ligeramente la salud. Nuestra rutina cambia y con ella nuestros hábitos: comemos peor, no bebemos tanta agua como deberíamos y en ocasiones no pasamos por casa en todo el día y olvidamos cepillarnos los dientes o emplear la seda dental. Por ello, es normal que surjan determinados problemas de salud bucodental. Te contamos cuatro problemas que te pueden surgir en estas fechas y cómo prevenirlos.

Problemas frecuentes de nuestra salud dental en vacaciones

El calor nos hace producir menos saliva.

Esta sustancia que generamos casi sin darnos cuenta, actúa como un protector natural de nuestros dientes y encías: protege de los ácidos de nuestra boca, hace que las heridas cicatricen con mayor facilidad… Si no nos hidratamos correctamente produciremos menos, pondremos en riesgo nuestra salud y tendremos más posibilidades de sufrir xerostomía (síndrome de la boca seca).

¿Solución? Resérvate una botella de agua para ti y asegúrate de ir bebiendo a lo largo del día.

Aumenta la probabilidad de que aparezcan caries.

Cuando el calor acecha, resulta más fácil combatirlo con alguna bebida bien fría, pero intenta que no sea azucarada o carbonatada. Los refrescos tienen un alto contenido de azúcares y contribuyen a la aparición de caries.

¿Solución? Sustituye los refrescos por otras opciones igual de apetecibles, pero más saludables. En su lugar puedes beber zumos naturales, gazpacho, té frío o un granizado.

Descuidamos nuestra rutina de higiene dental

Entre que vamos a la playa, a cenar con familia y amigos, a la piscina, al parque, a tomar algo o nos apuntamos a cualquier otro plan que surja, es normal que en algún momento olvidemos pasarnos la seda dental o cepillarnos con igual cuidado que en nuestro día a día, y por tanto se acumule con mayor facilidad la placa bacteriana.

¿Solución? Hazte con un cepillo de dientes pequeño que puedas llevar siempre encima para que, surja lo que surja, siempre puedas lavarte los dientes y prevenir tanto el mal aliento como cualquier problema de salud dental. Recuerda: ¡los chicles no son un sustitutivo de la higiene bucodental!

Ignoramos cualquier pequeño signo de dolor por estar de vacaciones

Te das un golpe en una excursión o practicando algún deporte, te empiezan a doler los dientes sin motivo… ¿Te ha pasado? ¿Qué haces en estas situaciones? Cuando estamos de viaje en otra ciudad, ante cualquier problema solemos ir al hospital o a una clínica de salud de guardia.

Los médicos pueden ayudarnos, pero lo ideal cuando se tiene un problema de salud dental es acudir al dentista y, en cualquier caso, es un engorro tener que interrumpir tu viaje por no haber sido precavido.

¿Solución? Visita a tu dentista antes de salir de vacaciones para comprobar que te marchas en condiciones óptimas y prevenir cualquier problema que pueda surgir. Para practicar deportes de riesgo o que requieran mucho contacto físico, en la clínica pueden proporcionarte protectores bucales que protegerán tus dientes y encías.

En Clínica Dental Confianza estamos comprometidos con tu salud. ¡Visítanos si decías hacerte una revisión de tu salud dental en Pamplona antes de irte de vacaciones!